Cómo tomar las proteínas correctamente

Tipos de proteínas

Beneficios y perjuicios de las proteínas

El bajo contenido en grasa y azúcar hace que el producto no sólo sea dietético, sino también beneficioso para el sistema cardiovascular. La composición de la proteína ayuda a reducir los niveles de colesterol en la sangre y también ayuda a mantener los niveles normales de azúcar en la sangre. Sin duda, el producto ayuda a reducir la masa grasa, lo que tiene un efecto beneficioso sobre el corazón y los vasos sanguíneos, y aumenta la resistencia general del cuerpo. La inmunidad se refuerza y el apetito se reduce.

A pesar de los resultados de los estudios que no han confirmado ningún efecto negativo de las proteínas en el cuerpo humano, conviene tener en cuenta la tolerancia individual de los distintos componentes. Las reacciones alérgicas se producirán en ausencia de enzimas que digieran las proteínas o de intolerancia a la lactosa. No se ha comprobado que las proteínas provoquen daños en los riñones, pero si se tiene insuficiencia renal es mejor no consumirlas, como en el caso de la gastritis.

Efectos secundarios

El producto está totalmente adaptado al cuerpo humano, por lo que no se han registrado efectos secundarios en la salud. Lo único es que la proteína es capaz de provocar reacciones alérgicas en presencia de uno de los componentes intolerables para el organismo. Por supuesto, los productos que se acercan al final de su vida útil también se deterioran y pueden provocar trastornos digestivos como diarrea, acidez o vómitos, por lo que hay que vigilar el contenido y la fecha de caducidad.

Cómo tomar las proteínas correctamente
Cómo tomar las proteínas correctamente

Cómo tomar las proteínas correctamente

La sabiduría convencional es que para obtener los efectos anabólicos de las proteínas hay que tomar de 25 a 40 g de proteínas por ración. Esto no significa que no se absorba más, sólo que el aumento de la cantidad no afectará a la construcción de nuevos músculos.

En los entrenamientos divididos, 25-30g de proteína por ración son suficientes para los grupos musculares individuales, mientras que en los entrenamientos completos se puede trabajar hasta 40g en una ración para conseguir una recuperación y reposición completa del nutriente.

La proteína de caseína de acción lenta se recomienda para evitar la degradación muscular por la noche y durante el ejercicio. Tome una sola porción antes de acostarse y una segunda, si es necesario, dos horas antes del entrenamiento, ya que la caseína tarda entre 6 y 8 horas en descomponerse.

Para ganar y también para secar los músculos se recomienda una proteína rápida, el suero de leche. Una porción debe tomarse por la mañana inmediatamente después de despertarse, media hora antes de las comidas, y la segunda mitad debe tomarse 30-40 minutos después de un entrenamiento intenso.

El batido también debe utilizarse como sustituto de una comida durante el día, especialmente si no se tiene tiempo suficiente para preparar una comida o si se está en un ayuno prolongado. Es importante no dejar pasar más de 3 horas entre las comidas.

Si desea consumir una proteína compleja, se recomienda tomarla de la misma manera que la proteína de caseína.

 

Please Post Your Comments & Reviews

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *